Advertisement
Saturday, 26/11/2022

Vélez CF 5-2 Xerez Deportivo FC: Un ‘mangazo’ arbitral marca la goleada en un domingo negro

Vélez CF 5-2 Xerez Deportivo FC: Un ‘mangazo’ arbitral marca la goleada en un domingo negro
Comparte

El Xerez Deportivo FC cosechó su tercera derrota de la temporada tras caer 5-2 frente al Vélez. Un ‘mangazo’ arbitral marcó el encuentro en el minuto 43 cuando expulsó a Oca tras pitar un penalti inexistente. Ese error arbitral marcó un partido que llevaba dominio xerecista con 2-1 hasta ese momento. En la segunda mitad, los azulinos bajaron los brazos, se hundieron, y el Vélez arrasó. Demasiados errores en general. Darío Guti y Ocaña marcaron para los azulinos, que cosechan una derrota muy dura en lo anímico.

Sin novedades en el once de Pérez Herrera en Vélez Málaga que salió con Camacho; Rivelott, Oca, Durán, Ocaña; Palma, Antonio Jesús, Bello, Javilillo, Jacobo y Darío Guti. Ambientazo en la localidad malagueña con más de 200 xerecistas en la grada que dieron color desde varias horas antes del partido.

Xerezmanía fue el único medio de comunicación desplazado desde Jerez y pudo reunir a los xerecistas en la fachada del Vivar Téllez para la tradicional foto de cada desplazamiento. Un éxito nuevamente y una afición entregada a su equipo que se hace notar siempre.

El primer gol del partido llegó en el minuto 6. La pelota llegó flojita a la frontal, Camacho fue a despejarla y le dio mal. Fatal. El cuero salió despejado hacia la frontal y apareció Zamorano sólo con mucha ventaja. El disparo fue hacia portería, Camacho no logró atraparla mientras iba hacia la misma portería, la pelota quedó rechazada y Pablo, a placer, hizo el 1-0 para el Vélez CF. El inicio no podía ser peor y Camacho no había estado nada bien. Un error, un gol.

Pero el Xerez Deportivo FC iba a subsanar el error cometido de la mejor manera posible. Rápido. En el minuto 9, tras un centro medido al área de Antonio Jesús, Ocaña se elevó ante toda la defensa con un salto imponente y cabeceó hacia el segundo palo. Gol del Xerez. El empate llegaba tres minutos después. 1-1 en el Vivar Téllez en un inicio eléctrico. Era el primer gol de Ocaña con la camiseta azulina.

Poco después, Pedro, el lateral derecho local, vio la primera tarjeta amarilla del partido. Minutos después, Antonio Jesús sufrió una falta mucho más peligrosa que no fue castigada de la misma manera. De hecho, se hizo daño en su hombro derecho.

Llegábamos al minuto 20 de partido con igualdad en el campo y en el marcador, 1-1, aunque con más presencia del Xerez Deportivo FC en campo rival. Pocas ocasiones. Lo buscó Zamorano con un disparo a las manos de Camacho e hizo lo propio Antonio Jesús poco después, donde atrapa bien Miguel. En esa misma acción, el de Sanlúcar se lastimaba el otro hombro.

La hinchada xerecista animaba y se hacía notar de una manera impresionante. Solamente se les oía a ellos en el Vivar Téllez. El Xerez Deportivo FC jugaba en casa. Por lo menos en la grada. Cantaban y se les escuchaba hasta en Estepona. Más de 200 xerecistas llenaron de azul las gradas en Vélez-Málaga.

La presencia en campo rival del Xerez Deportivo FC era mayor, tanto con balones largos como con juego fluido y trenzado. Y en el minuto 25, llegó la recompensa a ese esfuerzo. Tras un balonazo largo desde la defensa azulina, la pelota llegaba volando a la frontal del área local. La pelota estaba en el aire y Darío Guti se iba a convertir en el alumno más listo de la clase. El defensa no supo cortarla de primeras, Darío le metió un poco el cuerpo, la dejó pasar y se quedó totalmente sólo ante el portero con un gran control. Posteriormente definió como un crack con un gran disparo a la escuadra. Era el 1-2 para el Xerez. Todo el equipo se fue a celebrarlo con una grada azulina que se volvió loca con el tanto de la remontada momentánea. 

Tras el gol, Antonio Jesús no pudo seguir por lesión en el hombro, y Pérez Herrera se vio obligado a realizar su primer cambio en el minuto 28. Manu Castillo entraba en su lugar. Poco después, en el minuto 35, el Vélez rozó el empate. Tras un centro chut del Vélez desde la esquina del área, la pelota se envenenó y se le complicó a Camacho, que sacó una mano como pudo y la pelota tocó en el travesaño. Tras el rechazo, los locales pidieron penalti de manera tímida.

El Xerez Deportivo FC daba sensación de dominio y lo estaba haciendo. El Vélez, de hecho, no estaba proponiendo absolutamente nada. Pero aún así, cada vez que se acercaba al área, tenía sensación de peligro. De mucho peligro. En el minuto 38 vio amarilla Oca en una falta que no fue y antes la vio Ocaña también para los azulinos.

Y con un Xerez cómodo en el campo, en el minuto 40 llegó la jugada polémica del partido que cambió el encuentro. La pelota llegó al área azulina y en un salto, Oca se elevó y despejó de cabeza la pelota de manera limpia. El jugador local cayó al suelo, dentro del área, y el colegiado granadino, de manera inexplicable, pitó penalti y le enseñó la segunda amarilla a Oca. El Xerez se quedaba con 10. El propio Oca, los jugadores azulinos y el banquillo alucinaban. Nadie se podía explicar la decisión. Un salto limpio se convertía en penalti y expulsión. De hecho, el jugador local no salta y le hace la cama, por lo tanto era falta en ataque. Giro dramático. Zamorano , en el 43, transformaba la pena máxima y colocaba el 2-2. Antes del descanso, el Vélez pudo remontar pero el disparo no vio portería. En el descanso, Pérez Herrera, muy enfadado, fue a dialogar con el colegiado.

Pérez Herrera hizo su segundo cambio tras el descanso sacando a Cruz por Javilillo. En el primer minuto, Durán agarró a Gory dentro del área y el colegiado pitaba penalti. Esta vez sí lo era. Lo tiraba Joselinho, Camacho casi lo detuvo, y el Vélez remontaba el encuentro. 3-2. Tras un final de primera mitad terrorífico por culpa del árbitro, el Xerez lo empeoraba saliendo dormido al campo. Otro error de Durán en el 52 estuvo a punto de costar el cuarto. Los azulinos estaban muy nerviosos. Todo estaba cuesta arriba. El Xerez Deportivo FC se colocaba con un 4-2-3. Bello en banda, doble pivote y Cruz en el centro de la defensa. Pero muy metido atrás en el inicio de la segunda mitad. 

En el minuto 58, Durán sufrió un golpe duro en la cabeza y tuvo que ser vendado. Estuvo más de tres minutos en el suelo. En el 61, tras una contra, tuvo el Vélez el cuarto pero Camacho se sacó un auténtico paradón para evitarlo tras un disparo a bocajarro. Volvió a llegar en el 65 el Vélez pero despejaban los azulinos. Durán volvía a ser atendido y el Xerez estuvo un buen rato jugando con 9.

El segundo tiempo era otro partido, marcado por la expulsión de Oca, con un Vélez mucho más atrevido y llegando demasiado. En el minuto 66 llegó la sentencia que se veía venir. Durán, tras su golpe, no estaba en plenas condiciones, y Gory le aguantó la carrera y le quitó la pelota para meterse en el área totalmente sólo. Mano a mano ante Camacho y gol por debajo de las piernas. Llegaba el 4-2, letal para los azulinos. Nadie entendía como José no había cambiado a Durán por Goma, por ejemplo, metiendo a Castillo de central y Curro de nuevo en el lateral.

Pérez Herrera hizo doble cambio en el 68 sacando a Máyor y Brando por Jacobo y Bello. Pero el Xerez Deportivo FC estaba fuera del partido. Totalmente. El árbitro, los errores y un Vélez que aprovechaba todo eso, lo estaban matando. Las contras locales eran un infierno. El Xerez Deportivo FC salió al segundo tiempo sabiendo que el colegiado se había cargado el partido y eso era una losa demasiado dura mentalmente.

Volvió el Vélez a buscar el quinto en el 75 pero Camacho hizo nuevamente una gran parada en el aire y a media altura. En el 78, Pérez Herrera agotaba cambios dando entrada a Baeza por Darío Guti. Mientras Durán pedía azúcar. El Xerez Deportivo FC había estado un rato con dos puntas pero no estaba teniendo llegadas de peligro. Tampoco estaba funcionando en ataque un equipo que estaba decaído. 

En el minuto 82, llegó el quinto del Vélez. Zamorano se metió en el área ganándole la partida a Castillo y batió a Camacho. Nada podía ir a peor en un domingo negro. El Xerez Deportivo FC había bajado los brazos y la goleada en contra ya era una realidad. Los azulinos recibían cinco goles por segunda vez en la temporada.

La afición xerecista animó sin parar y con mucha fuerza hasta el final a pesar del resultado. El “resultado nos da igual” más real que nunca. Una afición incondicional pase lo que pase. El Xerez Deportivo FC cosechaba una derrota muy dura en lo anímico, marcada por el colegiado tras realizar una buena primera mitad. Segunda goleada y tercera derrota de la temporada.

FOTO: Xerez Deportivo FC

xerezmania.com